miniglasia

lo
Pueblos andonados.Valcovero.Valsurbio.

Minitopografico
más rutas © Fidel González 2011 Casas Rurales

Valcovero N 42º51’29’’; W 4º46’50’’ y Valsurbio N42º52’7’’; W4º46’50’’

Descripción.
Hay parajes que cuesta olvidar una vez visitados, por lo perdido o por lo recóndito de su situación o por pisar tierras que casi nadie pisa ya. En los pueblos abandonados de Valcovero y Valsurbio pasa algo así. El primero realmente no lo está, pues algún habitante pasea por sus calles desde la primavera hasta el otoño; en Valsurbio, sin embargo, no moran más que los lobos, ciervos y osos que se adentran en tan apartado lugar, y no es de extrañar que se deshabitara con la gran emigración de los años 60, ya que la dureza de su asentamiento, a gran altura y con escasos prados difíciles de trabajar debió hacer specialmente dura la vida en él.
Tormenta en la  peña
Detrás de la montaña de Peña Redonda una tormenta se aproxima por el horizonte , allá por donde están los pueblos abandonados.

Vistas panorámicas
1.- Desde la presa del pantano de Compuerto, túnel de entrada en dirección a Valcovero, se pierde la vista en dirección Norte con el Espigüete al fondo y el embalse a nuestros pies.
2.- Desde el mismo Valsurbio toda la ladera conduce la mirada hacia el Norte infi nito con el Curavacas al fondo.

Dos pueblos, dos rutas
.No es para hacer las dos el mismo día, pero sí que hay una pista, solo apta para intrépidos cicloturistas de bici de montaña, que une los dos por la sierra de la Peña en su cara norte a través de la ermita del Cristo de la Sierra. Plantearemos la primera ruta hacia Valcovero,Valcovero se sitúa en un paraje de espectacular belleza, encerrado entre montañas pobladas de arbustos melíferos, brezos, retama y ayuces, además de prados y bosques autóctonos. desde Velilla del Río Carrión una vez pasada la ciudad del Brezo al Norte, por la carretera que conduce a la presa del pantano por la derecha del río en sentido contrario a la corriente. Tras la parada en el mirador de la presa, continuamos en coche, en bici o andando por un túnel corto excavado en la montaña hacia el Este que nos introduce en el valle. Así, aguas de quietud, luces de amanecer, refl ejos en las cristalinas superfi cies del embalse son algunos de los alicientes entre los que discurre el paseo por la carretera durante unos 3 km hasta alcanzar unas praderas más allá de la cola del pantano, donde plácidamente pastan las pocas vacas las verdes praderas abandonadas. A continuación 1,5 km más y llegamos al pueblo cuyo nombre indica el topónimo de valle de Cuevas. De hecho, debajo de la misma iglesia hay una concavidad que bien pudo ser el origen del refugio que diera poblamiento al lugar. Por esa misma roca discurre un arroyo que se junta con una fuente manantial abundante sobre un pilón tallado en la piedra bien singular. Hay un rumor continuo de agua corriente bien agradable. Pero, la sorpresa mayúscula te la llevas cuando un poco más adelante te encuentras con vestigios verdaderamente primitivos: una casa con tejado de paja a modo de las pallozas bercianas "Último vestigio de tejado de paja de centeno en la Montaña Palentina".
Si se decide seguir la vía pecuaria que sigue por el valle subiendo hacia el Este, tras haber andado 4 km llegarás a un collado que divide los valles de Valsurbio, Valcovero y la Peña.
VAlcovero pilon
Paja praderasVal
Para llegar a Valsurbio debe continuarse en dirección Este por el único camino que hay, y que sube contrario al curso de un arroyo pero paralelo a él. A unos 3 km en el paraje donde está la ermita del Cristo de la Sierra el camino se bifurca, hacia la derecha va a parar a la ermita de la Virgen del Brezo y por la izquierda termina en el otro pueblo mencionado, después de recorrer tras el cruce otros 3,5 Km, pero en dirección Norte. Desde Valsurbio se puede descender hasta Camporredondo de Alba siguiendo la dirección que traíamos otros 4,5 km más. Es un recorrido obrecogedor sobre todo si el tiempo acompaña y más aun si es otoño. Hacia Valsurbio Para ver el segundo pueblo -Valsurbio- en vez de darse la paliza de subir hasta el Cristo de la Sierra y luego descender, es preferible llegar con el coche hasta Camporredondo de Alba iniciando desde ahí el itinerario, lo que llamamos la segunda ruta.
Desde la plaza del roble de Camporredondo se desciende al río y se atraviesa la cola del pantano, luego se continúa unos 500 m hasta otro puente viejo, se toma a la derecha de una bifurcación que hay, pero inmediatamente después hacia la izquierda y se sigue esa dirección durante otros 1.000 m, no tomando ninguna desviación hacia la derecha que te baje de nuevo al pantano. Después de este km hay una curva a la derecha y, tras otros 500 m, otra a la derecha que te interna en el bosque de pinos. A partir de ahí es fácil seguir el camino, que sigue ascendiendo, aunque es preferible ir con un buen mapa topográfico de la zona (la hoja 106 del IGN a escala 1/50.000). A 4,5 km desde que salimos de Camporredondo, asentado en una ladera que mira al Este.
Casas derruidas
Vistas desde Valsurbio VAlle
En la ladera oeste resguardado de los vientos del norte por un recodo de la montaña, tenemos el pueblo -este sí, abandonado- con todas sus casas caídas, la iglesia en el suelo, y donde solo queda la espadaña en pie. Hasta las campanas se han llevado y muchos sillares de ventanas y puertas, ni tejas, ni vigas quedan ya entre la maleza. Si vas en primavera aún puedes apreciar la floración de los numerosos frutales que crecían en los huertos de las casas.
Iglesia

Iglesia silueta

tunel

Pantano Panreflex

 

inicio / volver / más rutas

lom